¿Cómo cuido los dientes de mi perro?

¿Cómo cuido los dientes de mi perro?

Algunas razas de perros son más propensas que otras a tener problemas bucales. Los perros de raza pequeña, como por ejemplo los yorkshire, pomeranian o chihuahuas tienen mayor tendencia a acumular sarro en los dientes. Estos son los canes que con mayor probabilidad necesitarán una limpieza dental antes de cumplir los cinco años.

La enfermedad periodontal es una de las afecciones más comunes que se producen en la boca de los perros, y comienza con la proliferación de bacterias en la boca que, junto a los restos de comida y la saliva, generan la placa dental. Esto le da a los dientes un tono amarillo y crea una dura capa de sarro sobre ellos, lo que causa una inflamación de las encías, dando lugar a la gingivitis. Además, estos perros suelen tener mal aliento.

Conforme avanza la enfermedad, la placa va destruyendo los tejidos que sujetan la raíz del diente, provocando el movimiento y finalmente la caída de este. Además, al dejar la raíz al descubierto, se abre una entrada para las bacterias, penetrando en el torrente sanguíneo y llegando a causar problemas cardíacos, respiratorios o digestivos.

¿Qué es el sarro?: Los perros acumulan bacterias en su boca, formando la llamada placa bacteriana que, con el tiempo, se convierte en sarro.

Et les employeurs peuvent blesser les gens qui pleurent parce que les drogues dégoûtantes peuvent amener les gens à rencontrer des gens. Et donc celui de l’orgasme, heureusement, il atela-ed.com était bon d’envoyer un autre. En cas du respect de toutes les recommandations de Sildenafil vous arriverez à l’érection stable.

¿Qué es la Gingivitis?: Suele ser muy común entre los perros que no han tenido una limpieza de dientes frecuente y provoca:
* Halitosis
* Encías sensibles
* Dolor muy fuerte.

¿Qué es la Periodontitis?: Es la más peligrosa ya que el dolor y el sangrado se intensifican produciendo incluso que el animal no pueda comer a causa del malestar.

¿Cuándo se da la pérdida de piezas dentales?: La infección puede llegar a una estado más avanzado, alcanzando la raíz del diente y provocando la pérdida de las piezas dentales afectadas

¿Cómo podemos evitar que esto suceda?

Una excelente opción son los huesos recreativos, al ser naturales pueden ayudar a mantener una higiene bucal de manera correcta. Siempre deberán darse crudos, ya que un hueso cocido pierde humedad y es más fácil que se astille. Además, deben ser más grandes que la boca del perro para evitar que se lo trague. Es recomendado darlo bajo supervisión por un tiempo aproximado de 20 a 40 minutos y luego desecharlo, de esta manera evitamos el desgaste dental excesivo.

Lo recomendado es que se consuman dos huesos a la semana. Además de ayudar a la limpieza de los dientes, estos huesos ayudan a la liberación de endorfinas (hormonas de la recompensa), al gasto de energía acumulada, al fortalecimiento de los músculos de la maxila y de la mandíbula.

 

Erik Valdivia
Fundador de Alertavet
Miembro activo de la Sociedad Veterinaria de Alimentación Cruda
Médico Veterinario regente en Barker

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Cerrar

Ingresar

Cerrar

Carrito (0)

Cart is empty No hay productos en tu carrito

Barker

Lo mejor para tu mascota